dijous, 30 d’agost de 2018

EL REFUGI DE LA PARAULA

Entono una canción de amor
desde las piedras de mi cuerpo,
desde los altos picos de mis montañas,
desde las ardientes arenas
de mis desiertos.
Te acaricio con hojas verdes,
con plantas verdes,
con hierbas verdes.
Te baño en la vegetación,
y te siento en mi pecho,
la tierra.
Te calmo con aguas centelleantes,
te refresco en mis océanos.
Mi canción de amor para ti
es mi cuerpo,
la tierra,
que te alimenta,
que te viste,
que te ofrece un hogar.
Apréndete mi canción,
y mi canción te curará;
canta mi canción,
y te llevará a la totalidad;
danza conmigo, y serás santa.

A.S.M

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada